19-08-2022 05:59:09 AM

Alonso Lujambio y Ernesto Cordero tienen razón

balance22

Hay que recordar que el titular de Hacienda aseguró que con seis mil pesos mensuales es posible tener: crédito de auto, crédito para vivienda y pagar la colegiatura en escuelas privadas.

Ahora se entiende por qué baja el presupuesto real para educación (escuelas y programas), hay que tomar en cuenta que la mayor parte de él se va en salarios de maestros.

El gobierno ya no tiene que invertir en escuelas si tiene una “valiosísima ayuda” (sic) según declaró el propio titular de la SEP al entregar un reconocimiento a Juan Osorio el productor de telenovelas.

Lujambio elevó de rango a la televisión, ésta dejó de ser la “niñera” en la casa para ser la “gran educadora”.

Claro que las telenovelas de Osorio (pues él fue el condecorado) sí promueven valores altamente educativos, como lo fue Mi segunda madre (¿Divorcio y reunificación familiar?); Para toda la vida (¿integración familiar?); El alma no tiene color (¿tolerancia y no al racismo?), Siempre te amaré (¿fidelidad?), Mi pecado (¿abnegación de la mujer y sacrificio por la familia?); Un familia con suerte –refrito de Los Sánchez- (¿convivencia de una familia no nuclear?).

Estos son los “valores que promovemos a través de las telenovelas que millones de personas ven, pero estoy seguro que Juan nos ayuda, y eso es valiosísimo”, dijo Lujambio.

Ahora la televisión es parte de la SEP, y pues sí resulta baratísimo educarse en México.

Como la televisión es un bien privado, entonces es escuela privada.

El consumo de una televisión de color 32-43 pulgadas se utiliza 6 hr/día unas 180 horas al mes que representan un consumo mensual de 45 Kw (según datos de la propia CFE).

Con ese consumo pues resulta sumamente barato mucho menos de 300 pesos.

¿Será que en eso se basó Ernesto Cordero para asegurar que con $6,000 pesos se puede tener beca en educación privada?

Ante tales conclusiones de los funcionarios federales, entonces resulta inoperante, ineficiente y costosísima la campaña de alfabetización que iniciarán en breve la UNAM y el gobierno del estado en Cuetzalan y en otra partes del estado de Puebla.

Puebla es el cuarto estado a nivel nacional con el mayor número de analfabetas, la respuesta para superar ese dato negativo es distribuir decenas de televisores, así la UNAM y el gobierno no tendrían que destinar miles de pesos en un programa que fácilmente las telenovelas de Osorio y compañía pueden atender.

socole@prodigy.net.mx / balanceenlinea@hotmail.com

About The Author

Related posts