22-05-2022 09:32:41 PM

Crónica de una elección amañada

Por: Rodolfo Rivera Pacheco

Lo he venido diciendo aquí mismo desde hace varios años: El operador electoral consumado que es el propio Gobernador del Estado, desde mucho tiempo antes afina y ejecuta la estrategia para que sus candidatos y grupo resulten victoriosos en procesos comiciales próximos.

Reitero, si tiene que hacer 10 cosas hace 20. No deja tema sin atacar o resolver para conseguir sus objetivos. Y uno de ellos, fundamental, era lograr que el “nuevo” Organismo Electoral de Puebla (OPLE, Organismo Público Local Electoral), filial del Instituto Nacional Electoral (burdo resabio del IFE) quedara en manos de personajes afines a su grupo como Consejeros “Ciudadanos”.

Y lo logró. Como siempre.

La mayoría de Consejeros que fueron ratificados por el INE son abiertamente morenovallistas y hasta han sido empleados directos del Gobernador o de alguno de sus colaboradores.

Antes el Congreso del Estado nombraba a dichos Consejeros y se cumplían las “cuotas” en las que se cumplía tradicionalmente el mayoriteo del partido del propio Gobernador. Los Consejeros jamás han sido “ciudadanos”, son empleados del mandatario en turno y siempre son presionados por el mismo para manejar las elecciones a su favor.

casilla17Pero ahora fue el propio INE el que los seleccionó y ratificó sin importar nada. Y llegaron personajes con nula experiencia electoral o de plano operadores del morenovallismo, como Federico González Magaña, quien siempre se identificó como “Asesor Jurídico” del candidato Rafael Moreno Valle en el proceso electoral de 2010. Así lo hizo en no pocos programa de radio en los que yo también estaba presente. Ahora es Consejero “Ciudadano”.

Vaya patraña.

Entonces preparémonos. Las listas de los integrantes de casilla las tendrá en su mesa el Gobernador y su partido mucho antes que nadie. Ya nos imaginamos para qué. La dirección de las Casillas será modificada una y otra vez para confundir a los votantes de zonas priístas. La lista de representantes de “partido” la tendrán antes que nadie los operadores oficiales, ya nos imaginamos para qué. Las Actas ya firmadas con los resultados serán manejadas discrecionalmente por los Presidentes de cada Casilla y habrá decenas de minutos y hasta horas en las que nadie sepa dónde están. Habrá votantes “golondrinos” de otros Estados de la República que ya han cambiado su credencial de elector y nadie ha dicho una sola palabra… Y, naturalmente, los nuevos “Consejeros Ciudadanos” avalarán el resultado de la limpia elección sin chistar absolutamente nada.

Ya tenemos, pues, la crónica de una elección amañada para “minigobernador”.

Y lo peor, los nuevos Consejeros “Ciudadanos” traen toda una prepotente y estúpida actitud ante las críticas, como el empleado de Luis Maldonado, de apellidos Mirón Thomé, quien reta a sus críticos en las redes sociales porque le dicen que su única experiencia es la de organizar torneos de Box y Luchas.

¿Qué tal?

Claro, lo único que me consuela es que este “nuevo” “OPLE” será el más vigilado y cuestionado de la historia. Todos estaremos pendientes de lo que hagan o dejen de hacer estos nuevos Consejeritos. Y ahora ya no pueden ni ocultarse ni esconder triquiñuelas o reuniones en lo oscurito. Ahora existen las redes sociales y todos somos reporteros. Todo lo subimos y comentamos. Fotos, datos, críticas, opiniones. Todo.

Por cierto, no prosperó la tontita “Ley Fayad” (¿será primo de Tony Gali Fayad, Omar Fayad, el brillante Diputado que la propuso, mejor conocido como el esposo de Victoria Rufo?) que con el pretexto de evitar delitos, acoso sexual o terrorismo en las redes sociales, pretendía “regular” a las mismas y perseguir a los que “difamen” a los políticos y gobernantes. Ya lo había intentado Javier Duarte en Veracruz y fracasó rotundamente. A Fayad le fue peor. Lo han destrozado en las propias redes sociales.

Ciertamente, en Internet y redes sociales hay muchas mentiras e infamias. Desgraciadamente nunca podrán ser reguladas. Internet es anárquico por naturaleza porque no fue fundado por ningún gobierno ni poder establecido; fue una iniciativa académica que poco a poco se volvió ciudadana y nadie la regula. Nadie puede comprobar fehacientemente la autoría de un comentario. Y prohibir las críticas a políticos o personajes públicos es prohibir la opinión pública, tema propio de Dictaduras y regímenes totalitarios.

No. La Red no se puede controlar. Ni modo. Lástima para los políticos. Ahora se joden. Como decía Manuel Bartlett: “Al que no le guste la calor… que no se meta a la cocina!!”

Por cierto, hemos andado fuera varios días y me he enterado de cada anécdota… Pronto les compartiré algunas… Repito: Ya NADIE se puede esconder. El mundo es taaan chiquito…

About The Author

Related posts