27-06-2022 03:49:39 AM

Calderón marinista? o Marín calderonista

              Lo que normalmente podría parecer un hecho raro, como lo es que un Presidente de la República visite en menos de un mes el Estado –cuando a veces pasaba más de un año para que un primer mandatario viniera-, no lo es tanto si lo circunscribimos en el contexto político nacional.

            Mañana estará nuevamente por Puebla (en el oriente del Estado) el Presidente Felipe Calderón. Sí, el mismo que como candidato rechazara a Marín sacándole la tarjeta roja de expulsión por el escándalo de la periodista Lydia Cacho.

            Pero el tiempo ha pasado. Y nuevas circunstancias merecen nuevas actitudes y estrategias.

            Es evidente que Calderón ya no ve con tan malos ojos al Gobernador Marín. Y quizás no se deba tanto a un surgimiento espontáneo de cariño, sino a la coyuntura política que vive el primer mandatario.

            El país está al borde -¿o la vivimos ya?- de una enorme crisis con muchas aristas y en muchos sentidos.

La inseguridad provocada por el combate al narcotráfico está prácticamente fuera de todo control y los secretarios encargados de cuidar esos ámbitos de plano mejor nos recomiendan que nos cuidemos mucho, ante su poca o nula capacidad de hacerlo ellos.

Las presiones inflacionarias ya son inocultables –ciertamente no provocadas por culpa de Calderón, hay que reconocerlo- y el aumento en los precios del petróleo lejos de beneficiarnos nos perjudica por la creciente importación de gasolina que no hacemos nosotros. La carestía en combustibles y productos básicos poco a poco provocará otras cascadas de aumentos y con ello, el círculo vicioso se cerrará con el aumento de la delincuencia.

Finalmente, el país se polariza políticamente, justamente por el debate de PEMEX y cada partido está buscando llevar agua a su molino. Además de que la sucesión presidencial (igualito que la del gobierno del Estado) se ha adelantado ya y varios de los precandidatos también están buscando posicionamiento e intereses particulares (al menos, en el PRI, Manlio Fabio Beltrones, Enrique Peña Nieto, Beatriz Paredes, Fidel Herrera y uno que otro gobernador despistado y soñador; Andrés Manuel López Obrador, Marcelo Ebrard y Lázaro Cárdenas Battel –con el apoyo de su padre- en el PRD; y en el PAN aún nadie formalmente pero Juan Camilo Mouriño, Germán Martínez y hasta algunos gobernadores blanquiazules también ya hacen cuentas de la lechera, como los yunquetes Juan Manuel Oliva de Guanajuato y Marco Adame de Morelos).

Ante este panorama tan sombrío para el gobierno de Calderón, la única salida para sacar adelante su gestión es lograr ganar el debate petrolero y con ello la reforma energética. Y para eso necesita aliados. Primero, todos los legisladores de su propio partido. Pero después, y sobre todo, todos los representantes populares del PRI (y de los otros partiditos aliados, que suman otros pocos más).

Los priístas, pues, se han convertido en una valiosa moneda de cambio para los planes del Presidente Calderón. Quién lo diría: En sus manos está el que el Presidente saque adelante la reforma de petróleos mexicanos. Y tiene que ser durante la actual legislatura. No se puede ceder más tiempo a los perredistas para que el Peje siga aprovechando reflectores. Se debe aprobar. Y pronto.

Y quién mejor que algunos Gobernadores tricolores, para convencer a sus legisladores a que apoyen las ansiadas reformas presidenciales. Desde luego, hay muy pocos Diputados federales poblanos, pero también suman.  Y si esta misma operación se repite en todos los Estados gobernados por el PRI, entonces ya tiene sentido el esfuerzo calderonista.

Y es cuando viene lo interesante: ¿A cambio de qué?

Sí, el góber poblano ya tuvo una buena negociación con Calderón y salió ileso y hasta fortalecido luego del escándalo de Lydia Cacho. Pero eso ya pasó. Ahora vienen nuevas cuentas y facturas.

Hay que ver qué pide y qué le dan. Y viceversa con Calderón.

Real Politik, le llaman.

¿La doctrina y los principios panistas? Aaah, esos están bien para los discursos de las campañas.

 

 

jriverp@yahoo.com

About The Author

Related posts