03-12-2021 03:58:24 PM

El socavón del subejercicio

Por Alejandro Mondragón

 

La autorización exprés para las obras públicas del gobierno de Andrés Manuel López Obrador habrá que entenderla también en el tamaño del subejercicio presupuestal que lo obligan al gasto de pánico de fin de año.

 

¿Qué tan grande será el socavón del presupuesto sin ejercer que ahora los proyectos se consideran de seguridad nacional para obtener el aval provisional en un periodo máximo de cinco días para garantizar la ejecución de las obras?

 

Los proyectos de infraestructura que seguramente recibirán miles de millones de pesos ya disponen del marco jurídico para ejecutarse a prontitud.

Está claro que López Obrador cubrió el gasto clientelar a sus programas de entrega de subsidios y becas, pero en la parte de infraestructura el rezago era palpable.

 

Puede entenderse que la inyección de recursos para los próximos meses coadyuvará en la recuperación económica con la generación de empleos e inversiones, pero sin duda el factor del subejercicio es más que elocuente.

 

No se trata sólo de blindar las mega obras del aeropuerto Santa Lucía, la refinería Dos Bocas o el Tren Maya, ahora se busca atender todos los sectores productivos con recursos públicos.

 

Por el subejercicio se soltará el gasto de inversión pública y, por ende, mejorarán los indicadores económicos.

 

No dan paso sin huarache, pero mientras el debate se centra en el tema de la transparencia de las obras, lo cierto es que el asunto del presupuesto sin ejercer en toda la administración pública contamina a todas las regiones.

 

Será preferible, eso sí, que el recurso para la inversión pública se ejerza en obras y proyectos y no acabe regalado en subsidios y apoyos a quienes sí lo necesitan, pero no producen.

About The Author

Related posts