29-10-2020 02:31:46 PM

La reelección, vox populi

Por Alejandro Mondragón

 

Peligrosa, por no decir provocadora, la última frase del presidente Andrés Manuel López Obrador: “Por encima de la Ley, está la voluntad del pueblo”.

 

En un estado de Derecho no tendría cabida una expresión, sobre todo si sale de la voz del Presidente, pero en el México mágico de la 4T cobra relevancia.

 

López Obrador ha machacado hasta el hastío que “el pueblo pone, el pueblo quita”. AMLO como depositario de la voluntad popular en las urnas puede entonces rifar y quedarse el avión presidencial; organizar encuestas populares para enjuiciar exmandatarios y definir obras e inversiones; además de manejar discrecionalmente los fondos públicos.

 

Si la voluntad del pueblo está por encima de la Ley nos queda claro que el proceso de revocación de mandato para el 2022 será un paso para preparar su reelección.

Sí, esa reelección que se cansó de negar en el primer año de gobierno, pero conforme avanza el tiempo, el tema de garantizar la continuidad de la 4T pasa por él y se queda con él.

 

La Constitución expresamente prohíbe la reelección presidencial, pero la voluntad popular pejista opina lo contrario.

 

Los personajes de la 4T se consideran tocados por la vox populi y tienen en López Obrador a su pastor para guiarlos, siempre con el discurso del pueblo nos puso, el pueblo nos quita.

 

El problema es que ese pueblo es el pejista, no el de aquellos que lucharon por el sufragio efectivo, no reelección.

 

En este tenor, es prácticamente un hecho que el modelo de relección de ediles y legisladores sirva para ir midiendo el agua a los opositores que siguen sin agenda propia y ausentes de un liderazgo real.

 

La oposición es reactiva, no activa. Deja espacios que ocupan las encuestas de AMLO.

 

About The Author

Related posts