14-07-2020 01:42:07 PM

Se buscan inversionistas para el proyecto “Blanca”

Por: Valentín Varillas

Vaya que se las han visto negras los encargados de conseguir recursos entre empresarios y hombres de negocios para financiar la campaña de la priista Blanca Alcalá.

Contagiados por la enorme percepción que existe, de que la elección en Puebla ha sido ya negociada al más alto nivel, no quieren arriesgar recursos que desde ahora consideran serán a fondo perdido.

Es más, algunos han pedido ser relevados de las responsabilidades que les fueron encomendadas y buscan derroteros “menos complicados” en términos de los intereses electorales del PRI.

La mayoría de los que no ven cómo ganar Puebla piden ser enviados a Oaxaca o por lo menos a Veracruz, en donde, a pesar del unánime repudio al gobierno priista de Javier Duarte, observan el panorama más sencillo que en nuestro estado.

Como le comentaba la semana pasada: el morenovalllismo ha ganado y por mucho el juego de la percepción.

tempestad8marzo

Es evidente que la pugna entre el PRI de Manlio y el PRI del presidente, tiene a Puebla como rehén.

Cada uno lleva sus agenda propia, sus intereses y, en el caso de la elección de junio, no existe un punto de convergencia.

A los tricolores locales no les gusta que se maneje este escenario.

Lo descalifican a la menor provocación.

Lo tildan de “chismes”, “habladas”, “publicaciones dolosas” y demás.

Tal parece que se han contagiado de una conveniente y a la vez peligrosa ceguera.

Sin embargo, a pesar de la negación sistemática, hay señales muy claras que abonan al de por sí ya apestoso tufo del acuerdo.

Más allá de lo que publican plumas nacionales con derecho de picaporte en las esferas más altas del oficialismo, son los propios funcionarios de primer nivel del gobierno federal quienes se han convertido en los principales promotores de los “logros” obtenidos en los cinco años de gobierno de Rafael Moreno Valle.

Para comprobarlo, basta hacer una somera revisión de las declaraciones hechas durante sus giras de trabajo por Puebla.

Porras, alabanzas, elogios y demás consideraciones que en ocasiones han rayado en la más abierta zalamería.

No se trata de un caso aislado.

Entre los principales porristas de Moreno Valle en el gobierno de Peña se encuentran José Antonio Meade, Claudia Ruiz Massieu, Gerardo Ruiz Esparza, Enrique de la Madrid, en su momento Mercedes Juan y hasta la más reciente adquisición peñista: el doctor José Narro.

Por cierto, fue la más reciente visita de este último el que prendió los focos rojos en el priismo poblano.

Después de que el flamante nuevo Secretario de Salud federal declarara a los cuatro vientos que consideraba como “ejemplar” la lucha contra la pobreza emprendida por el gobernador de Puebla en estos cinco años, las alarmas sonaron a todo lo que dan en la sede tricolor.

Mensajes, llamadas, WhatsApps iban y venían con frases demoledoras, pero todas coincidiendo en que el peor enemigo de los intereses de Blanca Alcalá está “en casa” y que en el presupuesto electoral inicial del proyecto, tendría que sumar y no restar.

Mientras en el PRI de Manlio diseñan una campaña de contrastes y ataque frontal, que tiene como objetivo principal al gobernador Moreno Valle, en el PRI de Peña -insertado en el gobierno de la República- regalan generosos la vacuna contra la misma.

Y aun así, a pesar de semejantes evidencias, hay quienes de plano no lo quieren ver.

En este escenario complicado, es natural que se escatimen los apoyos financieros necesarios para enfrentar una aventura electoral complicada, cerrada y que para desgracia priista, la que ha tenido el peor arranque de la historia.

¿Usted le metería dinero a esto?

Ellos tampoco.

abajomondras

About The Author

Related posts