19-06-2018 01:30:40 AM

Exintex y repunte de textileros

Por: Socorro López Espinosa

Con la garantía de que participarán los principales fabricantes de maquinaria y equipo para la industria textil, la Exintex se realizará en octubre de 2016, y así concretar negocios que favorezcan a esta industria que parece ha tomado su segundo aire, a raíz del intenso programa de combate al contrabando que se aplica en el país.

Tradicionalmente la Exintex (Exhibición de la Industria Textil) se realizaba en Puebla cada dos años en el mes de marzo, sin embargo ello limitaba la participación de los fabricantes maquinaria porque en octubre se efectúa una expo en Milán, Italia, de ahí que resultaba difícil que en menos de medio año se atrajera la atención tanto de expositores como de visitantes.

Así que con el cambio, los fabricantes de maquinaria tienen la posibilidad de estar un año en la Exintex en octubre, y al siguiente en otra parte del mudo, con mejores perspectivas de hacer negocio.

Por lo pronto ya está garantizado el espacio para su montaje en el Centro Expositor, ubicado en la zona de los Fuertes, del 11 al 14 de octubre de 2016, con la presencia de unos 350 expositores ubicados en 700 stands.

Con la participación de los fabricantes de equipo se estima que la afluencia de visitantes puede rondar las 30 mil personas, contra las 20-25 mil de las ediciones anteriores, sobre todo que no hay otra exposición de este tipo en el país.

balance20

Por cierto, la industria textil del país parece que se reactiva desde la inversión hasta el diseño una vez que ha disminuido de forma considerable el contrabando de textiles y ropa, a raíz del programa que pusieron en marcha el gobierno mexicano y los ismos industriales desde enero de este año.

Con el padrón de importadores y una mejor vigilancia en aduanas se ha frenado el ingreso de hasta 14 millones de metros cuadrados de tela con un valor menor al que realmente tenía, y ello ha provocado que las fábricas en México demuestren que son capaces de atender la demanda.

Algunas plantas definitivamente no estaban preparadas para abastecer el mercado ya sea en telas o en ropa, en parte porque su capacidad es insuficiente o bien porque carecen de la tecnología adecuada.

Sin embargo, hay otras que han optado por doblar turnos o bien renovar equipos y ampliarse, de lo contrario tendría que incrementarse la importación de insumos o producto terminado, y estos sí con el pago de los aranceles correspondientes.

Lo que menos quieren los industriales mexicanos es ser desplazados en definitiva por los productos extranjeros, así que no son pocos los que alistan proyectos de inversión, de por lo menos 5 millones de pesos cada uno (que es lo que llega costar un equipo básico), otros invertirán en capacitación o en generar más empleo.

Donde han puesto especial empeño es en impulsar el diseño, pues ello permitirá ampliar la oferta de productos desde telas hasta la confección de prendas, y con ello posicionar marcas mexicanas tanto en territorio nacional como en el extranjero.

Por supuesto que las fábricas que tienen una mayor actividad en estos momentos son las vinculadas con el sector automotriz, pues son las que abastecen las bolsas de aire o las alfombras para los vehículos, y aun así se requiere de más proveedores nacionales para atender los requerimientos de las ensambladores de vehículos que operan en el país y que de forma constante incrementan su producción.

Al menos en el caso de Puebla-Tlaxcala, con la actividad creciente en todos sus ramos, la industria textil crecerá este año un 10 por ciento, y espera cerrar el año con 60-65 mil trabajadores los 55 mil que registró en diciembre pasado.

abajosoco

About The Author

Related posts