29-05-2024 05:58:18 AM

La seguridad y los aspirantes a la Presidencia de la República

Por Guillermo Alberto Hidalgo Vigueras

          Que pena que de nueva cuenta la campaña para la sucesión Presidencial, sea de nuevo un circo Romano, donde a alguna, la usan como títere que en una de esas corta sus hilos y toma vida propia, otra que la apoya todo un equipo experimentado, que tratan y parece que por momentos lo logran de articular un programa de campaña que de verdad los lleve al triunfo, aprovechando que a la otra contrincante, aunque también la tratan de asistir gente con colmillo afilado del viejo PRI y otros partidos, pues quien la dirige, simple y sencillamente ni presta la batuta ni entrega el micrófono.

          En fin, esas son cosas de simuladores de la política, personas que se apoyan en la lástima que les pueda sentir la ciudadanía votante, otros que como el flautista de Hammelin, logro dormir a sus seguidores y hacerles creer que existen adversarios, disfrazándose a veces de una suerte de Pastor Evangélico conocedor de la Biblia, otras, de emulo de Juan Dieguito seguidor de la Morenita y cuando le conviene jugarle al “tío lolo”,  pensando que todos somos así, imagínese nada más,  y por último, un participante que sabrá Dios de donde salió y que partidos realmente lo manejan y el, alegremente se deja usar, únicamente para rescatarle votos a alguien y sacar beneficios propios.

          En fin, eso del partidismo (que no de la política, a mi no se me da) y lo que verdaderamente me interesa, la seguridad, ya que esta, según un servidor, es la piedra angular de la gobernabilidad del Estado y pareciera que en todos sus aspectos y aristas, esta administración la ha tratado de destruir a como de lugar, al cabo el ya se va, o de ciudad o de plano astral al que lo está haciendo y le vale sorbete, y sus familiares, pues simplemente se van a ir, me imagino a poner otra fabriquita de dulcecillos, o tal vez chocolates, a donde no exista extradición con nuestra nación, lo siento por sus cuates, porque no creo que todos se logren escapar, hasta el Titánic tenía un límite de tripulantes y pasajeros.

          En fin, volviendo al tema de la seguridad, si ustedes se dan cuenta en esta campaña presidencial, como casi en todas las campañas del país en los tres ordenes de gobierno, la bandera y lo mas importante, es la “Seguridad”, y tienen grandes planes, proyectos, pomposas presentaciones y demás hierbas de olor, grandes planes que hacen solo eso…PLANEAR pero que nunca aterrizan en la realidad, solo vea usted quien es nuestra máxima autoridad en Seguridad Ciudadana en el país, alguien sin idea, ni experiencia y mucho menos preparación en el tema, pero eso sí, con MUUUUUUUCHA lealtad a su jefe.

De eso en Puebla sabemos mucho, pues ya tuvimos otra igual que pese a las irregulares que tuvo en varios lugares y habérsele pedido su renuncia de la academia municipal por ineficiente, pues simple y sencillamente y como en el ámbito federal, La presidenta la protegió vaya usted a saber por qué, y está feliz, contenta y con su vida resuelta llevando a cabo sus irregularidades.

          La cosa que realmente me preocupa, es que a los candidatos o candidotes, usualmente se les acercan expertos de escritorio, que se empeñan en engañarlos para agarrar hueso, pero de resultados, nada, y los aspirantes a jefaturas de gobierno, simple y sencillamente tienen olvidado al actor principal, a quien deberían de acercársele para tener un buen programa, con resultados y beneficios para el ciudadano… a quien se le debería escuchar para resolver y les podría resolver con proyectos a corto, mediano y largo plazo, por que este desmadre que nos están dejando, no se arregla de un día para otro, y para esto quien más, que el que vive, sueña, come, duerme y camina diariamente por el problema, nuestra Policía, y mas exactos nuestros y nuestras policías.

Si, por que esto de la inseguridad, como la recuperación de nuestro México va a tomar años, de arduo trabajo y de unificación, pero hay que enfrentarlo y como dijera Sir Winston Churchill: va a llevar Sangre, Sudor y Lagrimas

¿O no?

Juzgue Usted

 

About The Author

Related posts