28-02-2020 01:59:22 AM

Oposición de yerros en Puebla

Por Alejandro Mondragón

 

Con una oposición desarticulada, en espera siempre del error del adversario en el poder, y en la creencia que en 2020 se resuelve 2021, arranca el año no político en Puebla.

 

Los liderazgos panistas asumieron un papel reactivo, insípido frente a los temas estatales. Si se equivoca algún gobierno de Morena, entonces crean una política pública de ataque que concluye cuando se remedia el yerro.

 

Mientras la oposición jugaba a ser opositora, a los poblanos le endosaron un alza de 2 pesos con 50 centavos en el pasaje, le subieron del 2.5 al 3 por ciento la tasa del impuesto sobre nómina, además que realizarán un nuevo reemplacamiento y cambio de tarjeta de circulación.

 

Desde el poder legislativo se opusieron a las reformas sobre matrimonio igualitario y despenalización del aborto. Se lanza un ajuste de cuentas contra la BUAP.

 

¿Y la oposición?, bien gracias.

Empezó el año sin contrapesos reales, útiles y capaces de evitar que el ciudadano quede en estado de indefensión frente al poder.

 

Que no esperen al desacierto gubernamental para cuestionar y oponerse a las medidas, creo es pedir demasiado.

 

También es cierto es que la mayoría de los opositores traen cola que si se les pisa van a terminar arrodillados. Fueron copartícipes de corruptelas, despojos y daños al patrimonio de poblano.

 

Nadie los va a defender, pero al menos que asuman su rol de oposición activa, no reactiva.

 

El 2020 es el año del estirón de Morena como gobierno, pero también de qué tanto creció la oposición como contrapeso del poder.

 

Insisto, es pedir en exceso cuando ya pasaron Los Reyes Magos.

 

About The Author

Related posts