24-01-2022 11:02:47 AM

En comparecencia, pasan por alto observaciones de la ASF

Por Shanik David

Una mención de menos de 10 segundos recibió el tema de las observaciones que hizo la Auditoría Superior de la Federación al gobierno de Puebla por cerca de mil 400 millones de pesos invertidos en obras durante 2014.

La pregunta fue simple y la respuesta más aún. Con un simple “como se ha hecho en otros años se atenderán en tiempo y forma las observaciones” el secretario de Infraestructura y Transportes, Diego Corona Cremean dio por cerrado el tema, el cual al ser mezclado entre cuestionamientos cómodos pasó por alto en la atención de los asistentes.

Tal como sucedió el año pasado, el formato de las comparecencias evitó que hubiera preguntas duras en la primera jornada de encuentros entre los funcionarios estatales y los legisladores como parte de la glosa del Quinto Informe de Labores de Rafael Moreno Valle; el propio diputado Julián Peña Hidalgo, al subir a cuestionar a los integrantes del Sector Económico -Infraestructura y Transportes, Turismo, Competitividad, Trabajo y Desarrollo Económico, y Desarrollo Rural Sustentabilidad y Ordenamiento Territorial-, denunció que este esquema evita el debate abierto.

Sumado a un formato restrictivo, en el cual las preguntas que tienen los diputados se deben distribuir para los cuatro secretarios que se presentan a la vez, los cuestionamientos fueron simples y sin críticas reales a los secretarios.

Incluso, replicando la fórmula del año pasado, los representantes de Acción Nacional, quienes abrieron la sección de preguntas, aprovecharon para “poner el dedo en la yaga” de los temas críticos, pero con el simple objetivo de que los secretarios se defendieran antes de las preguntas duras que, al finan, nunca llegaron.

Así, Víctor León Castañeda preguntó Diego Corona el gasto y formato de pago del Museo Internacional del Barroco, así como qué otras obras se financiaron por medio de los Proyectos de Prestación de Servicios. Ante esto, en primer lugar el titular de Infraestructura y Transportes aclaró que el tema de los pagos y PPS no le compete directamente a su secretaría, sino que esto debería cuestionarse al representante de Administración y Finanzas.

Sobre el costo refirió que, “así como lo dijo el gobernador durante el inauguración del Museo”, éste costó mil 743 millones de pesos y no los más de siete mil millones que se le achacan a la obra; además, el funcionario adelantó que se tienen en puerta otros tres proyectos de inversión, esquema de contratación similar a los PPS, para obras en San José Chiapa, aunque no mencionó cuáles ni el monto que se destinarían para éstas, debido a que se encuentran en proceso.

Otro que abrió el abanico no sólo para defensa sino para el auto-halago fue Pablo Rodríguez Regordosa, quien, según, haciendo alusión a la molestia social que hay en cuanto a la línea 2 de la Red Urbana de Transporte Articulado, cuestionó a Corona Cremean sobre cuáles son las debilidades y los proyectos de mejora que se tienen para este corredor.

A manera de respuesta, el secretario enlistó una serie de problemáticas del transporte, todas enfocados a la “mala costumbre” y “mala percepción” de los ciudadanos y no a una situación directa del servicio. Entre los puntos que mencionó están, por ejemplo, que la gente no tiene costumbre de usar tarjetas de prepago, subir al camión en paradas establecidas e incluso que es una cuestión de “percepción” el hecho de que los camiones tardan y siempre van llenos.

En cambio, en lo relativo a las áreas para mejorar, esto sirvió como entrada para aplaudir desde el pleno la gestión que hizo el alcalde José Antonio Gali Fayad, quien en próximos días pedirá licencia para buscar la minigubernatura, para la entrada en operación de 35 unidades más para las rutas alimentadoras de este corredor, las cuales, dijo, reducen en 3 minutos cada una el traslado.

El resto de las preguntas sirvieron para un desfile de cifras alegres por parte de los secretarios, incluso con las preguntas de los diputados del Partido Revolucionario Institucional.

Un ejemplo es que, aunque con la intensión de arremeter en uno de los puntos débiles del gobierno del estado que son los apoyos al campo, las preguntas hechas por Martiza Marín Marcelo sobre las inversiones en este sector abrieron la puerta para que el titular de la SDRSOT, Rodrigo Riestra Piña, expresara una serie de datos sobre los apoyos y beneficiarios.

Un dato que llama la atención es que, en un intento de defender los señalamientos que se han hecho de que la inversión en obra pública se queda en la capital, de manera indirecta Corona Cremean lo confirmó.

Fue el diputado Sergio Céspedes Peregrina quien le cuestionó sobre el monto que se ha centralizado para obras en la capital, ante lo cual, a manera de justificación, el titular de la SIT indicó que sólo el 31 por ciento de los recursos destinado a obre pública se han invertido en la capital y el 69 por ciento en el interior del estado.

Sin embargo esto implica que uno de cada tres pesos que se han invertido durante el sexenio para obra pública se queda en la ciudad de Puebla y el resto se distribuye en los otros 216 municipios restantes.

Franquicias llegan al pleno

Uno de los temas en los cuales el panismo intentó curar en salud a los secretarios estatales fue el de las franquicias que opera la administración estatal en los parques de jurisdicción estatal, negocios que se dieron durante esta administración.

De manera atropellada y peleando con la hoja en la cual tenía la pregunta, fue Rocío Aguilar, integrante de la bancada albiazul, quien pidió se le informara sobre la concesión de estos espacios y la forma en la que fueron adjudicados a empresas privadas -esto luego de preguntar si el secretario de Turismo “considera como adecuada la inversión en los parques estatales”-.

Breve y sin dar mayores detalles, Roberto Trawitz Echeguren respondió que no hay concesión de estos espacios pues las cafeterías, restaurantes y demás espacios comerciales que se han instalado en los parques son propiedad del gobierno “y ayudan a que los parques ya no sean tan caros”, esto pues los recursos que se generan, en teoría se usan para el funcionamiento y mantenimiento de estos inmuebles estatales.

Sin embargo dejó de fuera cuestiones que ya habían sido denunciadas en este medio meses atrás, como el hecho de que el de Puebla es el único gobierno estatal que opera negocios bajo la modalidad de franquicias en todo el país, o que ante el fracaso financiero que representan algunos de estos negocios la administración ha tenido que hacer inyecciones millonarias de recursos públicos al año para mantenerlos con vida.

About The Author

Related posts