30-11-2021 12:46:39 PM

El futuro de JC Mondragón

TERCERA Y ÚLTIMA
El próximo 10 de octubre toma posesión como nuevo dirigente estatal del PAN y sin duda Juan Carlos Mondragón desea hacer carrera política y ha dado pasos que le permiten aspirar a ello, pero tendrá que definir con sus actos de que tipo será dicha carrera.

Podría ser una carrera como la de Paco Fraile, quien como ahora él, fue la carta de la Organización para conducir al partido. Paco operó la implantación de los mecanismos de control que por un cuarto de siglo les han dado predominio en el PAN.

Fraile ha sido regidor, diputado local y federal, así como senador -siempre plurinominal- pues aunque fue candidato a todo (alcalde, gobernador, senador, diputado local y federal), siempre perdió en las urnas. En el partido ha sido presidente estatal, miembro del CEN y consejero estatal y nacional, pero siendo un panista influyente, nunca ha tenido verdadero poder.

Otra carrera que pudiera proyectarse sobre la de JC, es la de Eduardo Rivera Pérez, quien siendo presidente del CDE operó los mecanismos de control hasta el extremo, para someter a quien mostrara cualquier asomo de independencia frente a los recelosos jefes orgánicos de entonces. Lalo ha sido diputado federal y ahora local, desde luego por la vía plurinominal.

El Tigre Aguilar Coronado presenta una trayectoria de otro tipo. Él, desde muy joven -en 1988 durante la campaña de Maquío- hizo relaciones en México y pronto era diputado federal por la vía plurinominal. Más adelante y por muy corto tiempo fue Secretario de Gobernación del municipio -con Gabriel Hinojosa- para luego ser diputado local, también plurinominal.

Dejó el cargo para irse al CEN como Secretario General Adjunto y en seguida como Secretario de Acción Electoral durante la campaña presidencial de Vicente Fox para luego, durante el sexenio pasado desempeñarse como Subsecretario de Gobernación. Posteriormente coordinó la desastrosa campaña de Santiago Creel por la candidatura presidencial y luego ganó por mayoría un escaño en el Senado de la República.

Humberto quiere ser candidato a gobernador. Entre tanto, y a pesar de su amplio currículum, tampoco él sabe lo que es el ejercicio del Poder.

¿Qué querrá Mondragón?

¿Qué esperan los panistas de Juan Carlos?

¿Qué puede dar JC Mondragón a su país y a su partido?

Sin duda el PAN trae una inercia de derrotas que se debe revertir. Esa es la tarea fundamental de Juan Carlos Mondragón, quien por otra parte, si aspira a una carrera política de a de veras, tendrá que pensar en llegar al Poder, porque lo demás son vaciladas (si lo duda, nada más que vea a Fraile, a Lalo, a Micalco y a varios más).

Es importante señalar, que el próximo presidente estatal del PAN ciertamente está en aptitud de hablar con todos los panistas. Ese es un buen comienzo, pues si hace lo mismo de siempre, le sucederá lo mismo de siempre.

Es más que evidente que quienes han tomado las grandes decisiones del panismo no han aportado ni la clave de la victoria ni la del satisfactorio desarrollo personal de sus prosélitos y eso quiere decir que hay que acudir a otras personas. En algún momento JC ya lo hizo y encontró respuesta.

Juan Carlos puede encontrar la fórmula que le lleve a una carrera política de a de veras, sin temor al éxito ni a la innovación, que coadyuve a desarrollar una Derecha moderna, eficiente y visionaria. Le resultaría muy interesante dirigir en Puebla -a sus 31 años- al partido que gobierna en el Estado.

Su generación lo exige, pero quienes dicen ser el relevo se encarnan en personajes como Mike Méndez, que no es otra cosa que Micalco recargado… y esperamos que Juan Carlos no sea la nueva versión de Paco Fraile.

Es vital -por Dios y por la Patria- atreverse a hacer lo que hay que hacer.

alportador@statuspuebla.com.mx
alportador.com
www.twitter.com/al_portador

About The Author

Related posts