12-12-2019 04:58:33 AM

Labios rojos y carnosos

Conocí a esta chica en una excursión, de relajación y convivencia de la naturaleza, fuimos a un desierto donde no hay nada solo nosotros con nuestras meditaciones, después de estar todo el día en el árido desierto fuimos a dormir en una casona vieja pero grande el grupo era pequeño de hombres y mujeres cada quien se acomodo en un lugar cualquiera para dormir.

Yo me acomode en un rincón cerca de un ventanal pero éste, estaba en lo alto cerca del techo, y cada quien hizo lo mismo para dormir. Como a las dos horas después un rayo fuerte de luna me despertó iluminaba parte del suelo entonces me fije en una chica durmiendo cerca de mis pies, metida en una bolsa, que parecía muy cómoda y caliente, yo tenia una cobija hacia algo de frio.

Había yo notado a esa chica durante la excursión, era solitaria de vez en vez platicaba con alguien, era de tés muy blanca, algo gordita, pelo muy negro, y se veía de edad mayor que las otras muchachas, aunque no era bonita, pero tenia lo suyo, al obsérvala ahí durmiendo, resaltaban sus labios rojos gruesos y carnosos de boca grande, para mi era lo único que podría decirse tenia atractivo.

La observe durante varios minutos, entonces me quite los calcetines y me acerque hacia ella con uno de mis pies hacia su rostro, estaba como a un metro, poco a poco me aproxime hasta que logre estar tan cerca para tocarla con los dedos del pie. Estaba tan cerca que podía sentir su respiración en mis dedos, hasta que por fin pude tocar su barbilla, y despacito toque con el dedo gordo del pie sus labios, se sentían tan suaves que recorrí sus labios lo más sutil que podía.

De pronto hizo un movimiento que me hice de inmediato el dormido y pensara que yo ni siquiera me había dado cuenta y que todo había sido un casual acercamiento. Espere quizás que se enojara, alguna reacción no muy agradable, ¡o que se yo!, pero no paso nada, yo tenia cerrado los ojos no los quería abrir, pero después de un par de minutos abrí los ojos, todo estaba igual, ella parecía seguir durmiendo profundamente.

Entonces volví a tocar sus labios suavemente, su respiración la sentía más agitada, y ahora acaricie con mis dedos su boca presionado sus labios, y no despertaba, acaricie su cara con mi pie pasándolo por todo su rostro y seguía igual durmiendo, así es que lo hice con más pasión, sentía su cara suavecita y su piel delicada y sobre todo sus labios carnosos en mis dedos.

Sabía que a estas alturas ella fingía dormir, así es que con el dedo gordo trate de abrir sus labios, que los tenía sueltos, entonces metí el dedo y tocaba sus dientes, y sus labios húmedos, y repase esos labios semi abiertos con todos los dedos del pie.

Yo estaba en verdad ardiente, y proseguí con mi dedo gordo tratando de abrir su boca, y como si ella adivinara lo que quería abrió la boca, y sin más preámbulo metí mi dedo gordo sintiendo lo suave y húmeda de su boca, podía sentir su lengua en los dedos ya que le metí cada uno.

Es obvio que a ella le gustaba, entonces le metía y le sacaba mi dedo a modo que lo chupara. Aunque no lo hizo pero sentía su boca calientita suave y jugosa así es que no tuve más remedio que vomitar la pasión en mi vientre.

Así me quede dormido con mi dedo dentro de su boca, al otro día muy temprano desperté ella no estaba y algunos otros tampoco, salí y los murmullos me llevaron hasta donde estaban y observaban el amanecer viéndolo en el Horizonte un espectáculo muy bello, de pronto me tope con la mirada de aquella chica que me miro y sonrió y yo hice lo mismo.

Más adelante nos pusimos de acuerdo para que la visitara en su casa y pasarnos fotos de lugares hermosos, pero no hablamos de lo ocurrido esa noche.

Días después la visite vivía con dos tías ya grandes de edad, saco un álbum de verdad estupendo estuvimos viendo muchas fotos, yo lleve algunas pero ella sí que tenía bastantes. Cuando sus tías se fueron le pregunte, que a donde iban contesto que iban a tardar, la acosté suavemente en la alfombra y me quite los zapatos y calcetines y le puse los pies en la cara, ella no dijo nada y entre cerró los ojos.

Yo estaba sentado, pise su rostro con suavidad sentía sus ojos su nariz sus mejillas, y sus labios rojos esponjositos le abrí la boca suavemente y metí los dedos del pie y con el otro acariciaba su pecho tan suave y llenito que sentía padre, ella se desabotono la blusa y quito su brasier, y pude acariciar sus tetas con el pie, y ella al sentir esto comenzó a lamer mi pie, cosa que me pone muy duro, lamia con suavidad mi planta, mas adelante la intensidad de su lengua fue aumentando después succionaba mis dedos los chupaba mientras con el otro pie le tocaba y acariciaba su vientre y la puso también ardiente, pues sentía sus chupadas mas apasionadas.

Ahora le metía el pie lo mas que podía obligándola a que lo chupara mas profundamente, después de un largo rato, ya no aguante más, la tome y levante, estaba hincada frente a mí y yo sentado en el sillón, la tome por la cabeza y la aproxime a mi vientre y beso mi pantalón, entonces me afloje el cinturón tire de mi pantalón y baje mi tanga para que mi miembro saliera, se lo pase suavemente en sus labios que me gustaban tanto, y abrió ella un poco la boca.

Comenzó a besarlo ya mi pene estaba un poquito babosito, después como si fuera un helado lo lamia, al fin lo introdujo en su boca y como un bebe principio a mamarlo. Lo mamaba con pasión la tome de la cabeza y la jale de modo de introducirle más mi pene después le empuje hacia afuera a modo de que hubiera movimiento oscilatorio y ella entendió y lo hacía de maravilla, tarde lo mas que pude para disfrutar lo mas posible, estaba yo en lo más alto del placer, también yo le acariciaba con el pie su sexo y no pude aguantarme, entonces tome su cabeza y la apreté hacia mi vientre porque me venía, así es que mi esperma salió para depositarse en su boca, al estar terminando ella seguía mamándolo y yo sentí hasta dolor, pero después lo más rico del mundo, la mantuve apretando su cabeza hasta que me descargue.

De su boca salía aquel liquido pegajoso y espeso me acerque y con el dedo índice limpiaba su barbilla del liquido blanquizco, para volverlo a meter en aquellos labios, así lo hice hasta limpiar muy bien su boca para que se tomara todo mi esperma, también mi pene estaba embarrado de esperma así es que deje que lo limpiara muy bien.

Descanse unos minutos, y mi pene permanecía tieso, por fortuna, las ganas me estaban retornado, y le dije, “muy bien linda creo que te voy a echar otra descarga.”

Le introduje mi pene la tome de la cabeza con las dos manos y la movía de adentro y afuera, con movimientos rítmicos pero tenía que esforzarme mas así es que lo hice durante varios minutos, pero no lograba terminar, le dije nuevamente “chupa con fuerza niña muy fuerte”. Mientras yo le meneaba la cabeza cada vez más rápido, rápido y más rápido, estaba sudando como nunca, pero al fin lo había logrado una segunda descarga en su boca, sentía maravilloso, “sigue mamando linda para que salga más y más” quede totalmente exprimido.

Abrió su boca para mostrarme que tenia esperma, y le dije, “tómatelo nena y limpia mi pene” así lo hizo era una chica adorable.

Mi pene fue perdiendo fuerza a pesar de que seguía lamiéndolo, pero y esta totalmente sin fuerzas, así es que continué con mi descanso, sin embargo al poco rato me dieron ganas de hacer pis, pero disfrutaba sus lamidas de aquella chica, entonces se me ocurrió algo, sabia que con ella podía hacer lo que quisiera.

Al pensarlo mi pene nuevamente se puso algo erecto, “bien nena ahora vas a tomar un aperitivo” así es que comencé a orinar en su boca, ella comenzó a tragar, fui orinado poco a poquito, para que ella tomara de igual manera, fue riquísimo orinarme en su boca sin tener que ir al retrete, le dije; chupa nena para no tirar alguna gotita sin embargo de su boca escurría algunos hilos de mi pis.

De igual manera con mi dedo, le metí las gotas a su boca, finalmente le dije; abre tu boca lo mas grande que puedas, y sacudí mi pene en su boca abierta y nuevamente se lo metí y le pregunte; “ya te cánsate de chupar nena?” a lo que ella siguió chupando, “muy bien nena eres maravillosa”.

About The Author

Related posts