29-06-2022 08:33:38 PM

Aprender a perdonar

Al aproximarse a la recepción de un hotel, a un hombre le llama

la atención un ruido y al voltearse a ver qué es,

golpea sin querer con el codo el seno de una linda mujer.

 

Apenado y sin saber qué hacer, él dice:

– 'Mil disculpas señorita, si su corazón es tan suave como

su seno,  tengo la seguridad de que me perdonará'

 

La mujer sonriendo le responde:

– “Y si su pene es tan duro como su codo, mi habitación

es la 201”.

 

Jajaja que creías que te iba a dar una cátedra

sobre el perdón…?

 

Jajaja y recuerda siempre:

SI LA VIDA TE DA LA ESPALDA, ¡AGARRALE UNA NALGA!

 

¡Sonríe y disfruta la vida!

About The Author

Related posts