Fracasó estrategia de seguridad, critican candidatos

Por Shanik David

La decisión de la administración de José Antonio Gali Fayad de tomar el control de la seguridad en el municipio de San Martín Texmelucan demuestra que la estrategia de seguridad tanto a nivel local como nacional ha fallado, coincidieron candidatos al gobierno del estado.

Por un lado, Enrique Doger Guerrero, abanderado del Partido Revolucionario Institucional (PRI) arremetió en contra de las autoridades por la situación que se vive en dicho municipio de lo cual responsabilizó al gobierno de Rafael Moreno Valle.

“Esto es un ejemplo del fracaso del morenovallismo y de gobierno ineptos, lo de Texmelucan no empezó ayer, claro lo tienen que hacer electoral porque en Texmelucan todos los días aparecen cadáveres descuartizados, lo que nunca había existido” lamentó el priista.

Además señaló que en este caso no aplican las justificaciones de las autoridades de que son fenómenos derivados de la delincuencia en Veracruz, pues son casos que se dan en la zona metropolitana y no en los límites con dicha entidad.

Insistió que la situación “ya era insostenible”, y manifestó que se espera que las autoridades cumplan con su obligación de garantizar la seguridad a todos los ciudadanos.

En cambio, el candidato de la coalición Juntos Haremos Historia, Luis Miguel Barbosa Huerta, señaló que no se debe imputar toda la responsabilidad de la situación de Texmelucan a la autoridad municipal, pues para atender la delincuencia se requieren acciones coordinadas entre los tres niveles de gobierno.

Sin embargo, apuntó que a nivel nacional “el modelo policial fracasó a todos los niveles, por lo que tiene que haber una reforma” al respecto para poder solventar las deficiencias que se tienen.

En el caso de Puebla detalló que se requiere duplicar el número de policías estatales y municipales y mejorar sus condiciones de laborales, con mejores pagas, prestaciones y profesionalización.

Además, señaló que sí es necesario que se mantenga la presencia de las fuerzas armadas, pero que éstas se sometan a las autoridades civiles para garantizar que su actuación esté apegada a las necesidades de la población.

Con estas acciones, sentenció que en los primeros 100 días de su gobierno lograría “ponerle golpes claves a la delincuencia organizada y ordinaria”.

Por otra parte, Martha Erika Alonso Hidalgo tuvo su primer evento con Eduardo Rivera Pérez, donde afirmó que no existen fracturas entre ambas campañas y que más bien cada uno está haciendo lo que le corresponde en este proceso electoral.

“La unidad existe desde el momento en que nos sentamos y empezamos a platicar, en ese momento empezamos a construir la unidad y tenemos que ver hacia adelante porque tenemos un interés importante”, puntualizó la candidata de la coalición Por Puebla al Frente.

Comentó además que mantiene un trabajo coordinado con el candidato a la alcaldía de Puebla, pues se están diseñando proyectos en conjunto que serán presentados en su momento pues “todavía estamos arrastrando el lápiz”.

En materia de seguridad la candidata dio a conocer que una de sus propuestas es impulsar un “transporte naranja”, que implicaría que las rutas del transporte público cuenten con unidades de este color para uso especial de mujeres y niños.

About The Author

Related posts