23-06-2018 01:31:22 AM

Aumenta la pobreza en el municipio de Puebla

Por Shanik David

 

Dos de cada cinco habitantes de la ciudad de Puebla se encuentran en condiciones de pobreza, lo que implica que carecen de al menos uno de los elementos mínimos para tener una vida digna, reportó el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval).

 

Esto representa un aumento en la proporción de personas pobres en el municipio de Puebla, pues mientras en 2010 alrededor del 36.9 por ciento se encontraban en estas condiciones, para 2015 se llegó al 40.6 por ciento -lo que equivale a 699 mil personas aproximadamente-.

 

Lo anterior se desprende del informe de la Medición de Pobreza Municipal publicado por el Coneval, en donde se refleja que mientras que la pobreza en general aumentó en un período de cinco años, la pobreza extrema tuvo una tendencia a la baja.

 

En el reporte estadístico se indica que en 2010 el 6 por ciento de los habitantes de la capital se encontraban en pobreza extrema, pero al cierre de 2015 se bajó al 3.8 por ciento; en cambio la pobreza moderada pasó del 30.9 al 36.9 por ciento.

 

Además se indica que en el periodo de cinco años analizado, disminuyó la proporción de la población considerada “no pobre, no vulnerable”, que pasó del 26.9 al 22.6 por ciento, es decir poco más de 21 mil personas cayeron en condiciones de riesgo.

 

Para medir la pobreza, el Coneval toma en cuenta dos tipos de vulnerabilidades de la población: por carencia social -es decir que no tienen acceso a servicios de salud, una vivienda digna, educación y servicios básicos-, o por ingreso.

 

En este sentido, llama la atención que las mayor vulnerabilidad de los ciudadanos es por carencias sociales, pues el 26.3 por ciento de los habitantes de la capital se encuentran en riesgo de caer en pobreza por este factor; en cambio, sólo el 10.5 por ciento son vulnerables por sus ingresos.

 

Destaca que la mayor carencia que tienen los poblanos es el acceso a la seguridad social, pues el 52.9 por ciento se encuentran en estas condiciones; además uno de cada cuatro -el 24.6 por ciento- tiene carencias alimentarias.

 

Otro aspecto que es importante de precisar es que en entre 2010 y 2015 aumentaron las personas con ingresos inferiores a la línea mínima de bienestar, pues anteriormente el 12.5 por ciento tenía salarios que no le alcanzaban para comprar una canasta básica alimentaria, pero en el reporte más reciente era el 14 por ciento.

About The Author

Related posts