23-06-2018 04:57:45 AM

Fracasa desarme voluntario

Por Shanik David

Desde su lanzamiento en 2013 el Programa de Canje de Armas de Fuego impulsado por la Secretaría de la Defensa Nacional ha tenido pocos resultados en el estado de Puebla, pues sólo una de cada cinco armas que han sido recogidas por las autoridades en el estado han sido de manera voluntaria, mientras que el resto han sido por medio de operativos policíacos.

Esto se desprende de un reporte proporcionado por la Sedena, en donde se asienta que de 2013 hasta el 10 de agosto de este año habían sido entregadas 811 armas en el estado de Puebla como parte de estas campañas.

Sin embargo la cifra contrasta con las tres mil 867 piezas que han sido decomisadas en el estado de 2010 a la fecha, las cuales fueron aseguradas por la Secretaría de Seguridad Pública estatal y la Procuraduría General de la República.

Destaca además que fue durante 2013, primer año en el que se llevó a cabo este programa en el estado, fueron entregadas 492 piezas de manera voluntaria, es decir en tan sólo un año se recogió más de la mitad de lo obtenido en casi cuatro años.

Desde entonces la tendencia de entrega de piezas ha ido a la baja, pues mientras en 2014 se entregaron 214 armas, para 2015 fueron 102 y para principios de agosto pasado sólo iban tres.

De acuerdo con las bases del programa los ciudadanos que entregan sus armas reciben a cambio despensas o artículos eletrodomésticos, sin embargo la Sedena reportó que no tenía un registro de qué se había entregado a quienes canjearon sus armas pues “los beneficios otorgados durante el canje de armas de fuego, es de acuerdo a los recursos de cada estado, municipio y en algunos casos la aportación de la iniciativa privada”.

Además, se informó que todas las piezas son destruidas en presencia del donador, y éste no debe entregar ningún tipo de documentación o llenar alguna forma oficial, pues “se especifica al donante que ninguna autoridad tomará medidas legales en su contra por la procedencia, marca, modelo y calibre del armamento canjeado”.

Pese a esto, el número de piezas entregadas es menor al de los decomisos de armas, además que los canjes voluntarios han ido a la baja mientras que los aseguramientos de las autoridades siguen de manera constante.

Otro dato que vale la pena mencionar es que si bien han sido 811 las armas entregadas de manera voluntaria, en el estado la Sedena sólo tiene registradas 25 licencias de portación individual de armas vigentes en la entidad, lo cual significa que por cada por cada permiso se entregan 32 armas de posible procedencia ilegal.

About The Author

Related posts